Protesta por los accidentes laborales

EP/redacción

UGT y CCOO se han concentrado este jueves a las puertas del Palacio de Cibeles para guardar un minuto de silencio por los dos trabajadores fallecidos en las últimas horas por golpes de calor --un operario de limpieza del Ayuntamiento de Madrid y un trabajador del taller de Aurgi en Móstoles--, una concentración que ha servido para reclamar una actualización de la Ley de Riesgos Laborales y su cumplimiento y una responsabilidad compartida entre empresas y administraciones.

La situación laboral actual refleja el deterioro de las condiciones de trabajo con un aumento de la precariedad, el miedo a la pérdida del puesto de trabajo, priorizando la producción sobre la vida, el trabajo intensivo y la externalización de actividades que se está generalizando en todos los sectores.

La pérdida de derechos de los trabajadores y las trabajadoras hace que aumente la siniestralidad y que empeore la seguridad y salud de las trabajadoras y trabajadores de nuestra comunidad autónoma.

La Secretaria General de UGT Madrid, Marina Prieto, ha puesto el foco en que "es necesario modernizar la Ley de Prevención de Riesgos Laborales y adaptarla a la situación actual del mercado de trabajo porque más del 50 por ciento de los accidentes de trabajo están referidos a patologías no traumáticas". "Hay que evaluar correctarmente los riesgos psicosociales y es necesario trabajar en la salud mental de la clase trabajadora", ha apostillado.

CUATRO MUERTOS AL DÍA

La Secretaria General de UGT Madrid, Marina Prieto, ha cuantificado que en la Comunidad se han registrado hasta este mes 49 fallecidos por accidente laboral, lo que denota que el nivel de siniestralidad laboral "es alarmante y merece una reflexión por parte de las administraciones y de las empresas".

"El año pasado en la Comunidad murió un trabajador cada cinco días. Los datos de este año son aún más terribles porque hablamos de un trabajador cada cuatro días", ha indicado la sindicalista, que ha apuntado que desde junio de 2021 ha aumentado la siniestraldad un 25 por ciento.

Prieto ha hecho un llamamiento para que aumente la inversión en prevención, en formación y en información a trabajadores y trabajadoras. "Exigimos que redoblen y refuercen recursos humanos y materiales de la inspección de trabajo y que en sitios donde no se cumpla la ley, se haga cumplir por medio de sanciones ejemplarizantes", ha demandado.

"Reclamamos que se pongan todas las medidas en marcha para que no haya ningún fallecido más en la Comunidad por un accidente laboral", ha concluido.