Los sindicatos reclaman al Gobierno Regional que asuma sus responsabilidades y actúe de manera decidida y urgente para atajar el rebrote del COVID 19

Los sindicatos UGT y CCOO de Madrid han mantenido una reunión para analizar la situación que se vive en la Comunidad Autónoma de Madrid, marcada por la pandemia del COVID 19 y el aumento de los contagios, ingresos hospitalarios, tanto en planta como en UCI.

Desde las dos organizaciones sindicales lamentamos profundamente los fallecimientos que se están produciendo por esta causa y les mandamos a las familias nuestras mas sinceras condolencias.

CCOO y UGT reconocen el esfuerzo de prevención de los trabajadores y de la mayoría de los empresarios, reforzado con los acuerdos en esta materia con los responsables regionales de Empleo, que está consiguiendo reducir al mínimo el contagio en los centros de trabajo.

Se ha analizado el impacto que esta pandemia está teniendo en el mercado laboral, la situación económica, el empleo y la situación por esta causa de las pequeñas y medianas empresas de nuestra Región.

CCOO y UGT de Madrid consideramos que las acciones que ha realizado el Gobierno Regional para hacer frente al reto de esta pandemia no han estado a la altura de las circunstancias.

En primer lugar porque se ha carecido de una acción preventiva para atajar eficazmente lo que durante semanas se evidenciaba que iba a pasar en la Comunidad de Madrid y que está sucediendo.

La desatención del Gobierno Regional en relación con la Atención Primaria ha sido y es clamorosa. La partida de 80 millones de inversión llega tarde y no va a poder paliar los enormes déficits que soporta desde hace ya varios años este servicio público y que se ven agudizados por esta crisis sanitaria.

No se han contratado suficientes rastreadores para controlar los focos que sí o sí se iban a producir y que se están produciendo en nuestra Comunidad Autónoma. Urge un incremento de plantillas inmediato tanto en Salud Pública como en Atención Primaria. Abrir todos los centros de salud con sus plantillas reforzadas para atender a las necesidades sanitarias derivadas de la COVID-19 y, en particular, a la atención de los contagios en los centros escolares.

Y un tercer frente se abre respecto a la vuelta al colegio por la falta de adopción de medidas sanitarias preventivas y la escasa contatratación de profesores que contribuyan a tener una vuelta al cole segura con más garantías para alumnos, profesorado y familias. CCOO y UGT manifiestan su reconocimiento a la labor desarrollada por los claustros, AMPAS y equipos directivos de los centros escolares que han sido capaces de contrarrestar una gestión de la Consejería caracterizada por la improvisación, la carencia de medios y el autoritarismo. A pesar de ello, se sigue sin las plantillas y sin los espacios y los recursos necesarios. Exigimos su solución inmediata y la negociación con los representantes sindicales.

No hay interlocución ni diálogo constructivo con los agentes sociales que una situación de emergencia como la que estamos viviendo se merece.

El Gobierno Regional, se ha aislado de los partidos políticos, sindicatos, organizaciones civiles y sociales, pretendiendo culpar a los demás de los errores de gobierno para no hacer frente a sus responsabilidades.

En este sentido resulta sorprendente, por no decir patético, que la presidenta de la Comunidad de Madrid, en el reciente debate de la Región, haya proferido acusaciones a las organizaciones sindicales, con el fin de distraer la atención de los ciudadanos y ciudadanas de los problemas más graves y urgentes que se ciernen sobre la Comunidad Autónoma de Madrid.

Lamentamos que no reconozca la disposición que hemos mostrado los sindicatos desde el minuto uno para hacer frente a esta crisis sanitaria, social, económica y de empleo que sufre nuestra Región, despreciando y menospreciando el diálogo y el consenso que le hemos ofrecido tanto UGT como CCOO de Madrid, para juntos salvar puestos de trabajo, empresas y preservar la salud de nuestros conciudadanos y conciudadanas y de los trabajdores y trabajadoras de nuestra comunidad.

Por todo ello, ante la grave y dramática evolución de la pandemia y las serias dudas surgidas sobre la capacidad del Gobierno Regional para hacerle frente, ambas organizaciones vamos a trasladar nuestra valoración al Defensor de Pueblo y al Delegado del Gobierno para solicitarles su intervención en el marco de sus competencias.

Seguimos tendiéndole la mano de diálogo al Gobierno regional para hacer frente común contra la pandemia pero actuando de manera decidida y urgente contra el virus y sus nefastas consecuencias. Como principio sería importante dialogar, consensuar y que cumpla con lo que ha anunciado en lo relativo a las inversiones en sanidad, educación y residencias, entre otras, para cumplir con las responsabilidades de gobierno que les corresponde.