Concentración de protesta en el Hospital Clínico San Carlos

Sindicatos de Sanidad piden "respeto" para profesionales y mejorar sus condiciones ante el "maltrato constante

Consideran que no es el momento de relajar medidas pese al impacto económico de la Covid

Madrid, 11.2.21 (RUGT/agencias)

Los cinco sindicatos presentes en la Mesa Sectorial de la sanidad pública de la Comunidad de Madrid --Satse, CC.OO., Amyts, CSIT Unión Profesional Y UGT-- se han concentrado esta mañana frente al Hospital Clínico San Carlos para pedir que se trata con "respeto" a los profesionales sanitarios de la Comunidad de Madrid y que se mejoren sus condiciones de trabajo ante el "maltrato constante" que sufren.

Así, decenas de personas se han reunido en la puerta G del Hospital, donde se han podido ver carteles con frases como 'La vocación no justifica la explotación' o en los que pedían mayores ofertas públicas de empleo para sanitarios.

Los representantes sindicales han leído un manifiesto conjunto en el que han expresado que "basta ya" de la situación "insostenible" que viven los trabajadores del Servicio Madrileño de Salud (SERMAS). "No es el coronavirus el enemigo a combatir, es la Administración que nos ignora, que recorta nuestros derechos y libertades, que nos trata como meros números sin derecho a replicar", han denunciado.

"Hoy hemos venido a decirle a esos cargos que se esconden en despachos que den la cara, que asuman sus errores y dejen de tomarnos el pelo", ha lanzado una portavoz, a lo que ha añadido que los cinco sindicatos están "hartos" de tener un diálogo "totalmente estéril" con la Comunidad de Madrid.

Los profesionales sanitarios también han aludido a los traslados "forzosos" al Hospital Isabel Zendal y han criticado que se estén "desmantelándolos servicios para llevarse a los compañeros". "Muchos de ellos van obligados porque dijeron que fueran voluntarios y no reunieron los voluntarios suficientes", han criticado.

También, han exigido que se cumplan los acuerdos de la Mesa Sectorial de Sanidad y han asegurado que quieren negociar porque están "hartos de la libre interpretación que se hace para perjudicar a los trabajadores".

"Por la dignidad y el respeto a los profesionales de la sanidad pública madrileña. De nada sirve que me tiren flores mientras me pisan el cuello, no nos merecemos el trato que la Comunidad de Madrid nos da", han destacado.