Los trabajadores de la dependencia salen a la calle para exigir salarios dignos

LAS TRABAJADORAS Y TRABAJADORES DEL SECTOR DE DEPENDENCIA SALDRÁN EL DÍA 7 DE NOVIEMBRE A LA CALLE PARA EXIGIR SALARIOS DIGNOS

Las trabajadoras y trabajadores del sector de Dependencia se movilizarán el jueves día 7 de noviembre para exigir que se desbloquee la negociación del VIII Convenio Marco Estatal de Servicios de Atención a las Personas Dependientes y Desarrollo de la Promoción de la Autonomía Personal. Actualmente, cerca de 200.000 personas carecen de un convenio que respete el salario mínimo acordado en el Acuerdo Nacional de Negociación Colectiva y establezca unas condiciones de trabajo dignas. UGT y CCOO han convocado el 7 de noviembre, una concentración delante de la sede de la CEOE de 12:00 h a 14:00 horas, calle Diego León, nº 50 (Madrid).

Este mismo día también habrá movilizaciones en Asturias, Cataluña, Galicia, La Rioja y Valencia. Ya lo hicieron el día 30 de octubre en las Comunidades de Andalucía, Baleares, Cantabria, Castilla-La mancha, Castilla y León y Extremadura.

La Federación de Empleadas y Empleados de los Servicios Públicos (FeSP) de UGT denunció la pasividad de las organizaciones empresariales en la negociación del VIII Convenio Marco Estatal de Servicios de Atención a las Personas Dependientes y Desarrollo de la Promoción de la Autonomía Personal. La patronal  se ha negado a atender las últimas propuestas sindicales conjuntas y no ha planteado alternativas, provocando la parálisis de las conversaciones tras diez meses de trabajo.

La propuesta sindical consistía en una subida salarial para que las categorías profesionales más bajas alcanzasen los 14.000 euros anuales brutos que establece el Acuerdo de Negociación Colectiva, y una subida escalonada y proporcional de las categorías profesionales que estuvieran por encima de esta cuantía. Los 14.000 anuales brutos se obtendrían en el año 2021.

La dependencia debería ser un yacimiento de empleo de calidad y sin embargo se ha convertido en un nicho de precariedad: un sector altamente feminizado en el que las trabajadoras no sólo no llegan a los 1000 euros al mes, sino que el 80% de los contratos del sector son parciales, se trabaja de lunes a domingos, cambiando de turno de día en día e incluso superando en muchos casos las nueve horas máximas que el Estatuto de los Trabajadores estima como jornada máxima diaria. .No se tiene ni medios humanos ni materiales para realizar el trabajo que nuestros mayores requieren.

UGT pretende sensibilizar a la sociedad de la situación del Sector de la Dependencia y romper el inmovilismo de la patronal en la negociación del Convenio Colectivo Estatal, que sirve de paraguas a cerca de 200.000 trabajadoras que no pueden esperar más a tener salarios y condiciones laborales dignas.