Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Inicio
AL DÍA >
NOTICIAS
El Gobierno prepara una fusión de ayudas a parados que perjudica a la mayoría de los beneficiarios

El Gobierno prepara una fusión de ayudas a parados que perjudica a la mayoría de los beneficiarios

UGT | miércoles, 11 de abril de 2018
​* Empleo plantea fusionar tres ayudas (el plan Prepara, el PAE, y la Renta Activa de Inserción) en una sola, la Renta complementaria de Desempleo (RED), de 430 euros independientemente de si la persona tiene o no cargas familiares
* Los cálculos más detallados señalan que el 59% de beneficiarios saldría perdiendo, mientras que ciertos grupos de desempleados con circunstancias concretas sí se beneficiarían del nuevo sistema
* Para UGT, esta propuesta del Gobierno en ningún caso mejora la protección social actual 

La Unión General de Trabajadores considera que la propuesta del Gobierno de la Renta complementaria de Desempleo (RED), que fusiona el plan Prepara, el Programa de Activación para el Empleo (PAE) y la Renta Activa de Inserción (RAI), no da respuesta a la necesaria reforma de la protección por desempleo, ya que tan solo aborda, y parcialmente, la protección asistencial.

Así lo ha planteado la organización en la Mesa de Diálogo Social para un Plan de Choque por el Empleo, según las cuales, ante la inminente finalización de estos programas, es urgente tomar medidas que impidan dejar sin protección a las personas que hasta ahora pueden tener acceso a estos programas, sin que por ello dejemos de defender la derogación de los recortes en las prestaciones por desempleo realizados por el Gobierno en 2012.

Sin embargo, la reforma resultante, la RED, no puede derivar en una reducción de la cobertura ni en un recorte de gasto respecto a la situación previa, perjudicando a la mayoría de los beneficiarios.

En este sentido, UGT denuncia que la ayuda tiene una cuantía de 430 euros igual para todos los perceptores, sin tener en cuenta si tienen cargas familiares o no. Además, el texto detalla cómo afectaría esta fusión a los potenciales beneficiarios en función de su edad o el tiempo que hayan cotizado, pero lo hace de manera muy confusa, sin aclarar cómo los perceptores de las anteriores ayudas se pueden beneficiar de la nueva medida.

Según los datos oficiales, en 2017 se produjeron 336.640 altas iniciales de beneficiarios que accedían a ayudas asistenciales porque no tenían un periodo cotizado suficiente para cobrar una prestación contributiva, esto es, el 56% de todos los beneficiarios asistenciales; otras 241.677 altas (el 41% del total) se produjeron por agotamiento de las prestaciones; y 18.188 (el 3%) correspondían a "otros colectivos", es decir, a colectivos vulnerables que pueden solicitar esta ayuda.

Para el sindicato, esta nueva ayuda va a producir que el 59% de los beneficiarios de alguna ayuda asistencial (354.800 personas) salgan perdiendo, ya que el nuevo periodo de tiempo que cobrarían la ayuda sería inferior al que existe en la actualidad. Es decir, la percibirían durante menos meses que si se mantuvieran los programas vigentes, pudiendo transitar de unos a otros.

Por otro lado, los grupos a los que más va a beneficiar es a los parados que agotan sus prestaciones contributivas, tienen responsabilidades familiares y más de 45 años; y los desempleados sin cargas familiares que tengan más de esa edad también.

UGT señala que hay otras lagunas en la propuesta del Gobierno, como que no hay previsto nada que aborde la situación de los parados de larga duración que agotan sus prestaciones; con la desaparición de la RAI, quedan sin cobertura, o al menos ésta disminuye, las personas en paro de larga duración, mayores de 45 años, las personas con discapacidad y los emigrantes retornados; y queda por saber si la cuantía del subsidio se percibirá en proporción de las horas previamente trabajadas en el último contrato, como ocurre en la actualidad, o será igual para todos independientemente del tipo de jornada, como reclaman las organizaciones sindicales.

Para UGT, la propuesta del Gobierno ofrece un sistema de protección desigual e insuficiente de ciertos grupos de parados de larga y muy larga duración y, en ningún caso, supone una mejora de las prestaciones actuales. Además, este nuevo diseño de las ayudas, confuso y desigual, no supondrá tampoco un aumento de la cobertura social.

Por ello, el sindicato reclama que, del proceso de negociación, el resultado sea un aumento de la cobertura por desempleo y hacer así más completa y eficiente esta nueva ayuda.

Además, teniendo en cuenta que la modificación y puesta en marcha de la RED será compleja y alargada en el tiempo, y ante la finalización inminente de la vigencia del PAE y el Prepara, UGT reclama seguir manteniendo estas últimas hasta que se concrete la nueva alternativa, con el fin de no dejar sin protección a los trabajadores y trabajadoras de este país.

Noticias Relacionadas
VolverVolver
AFILIADOS y AFILIADAS ACCEDER
BUSCAR
REDES SOCIALES
Logo

Unión General de Trabajadores. Avda de América, 25 - 8ª planta. 28002 Madrid. Telf.: 915897534   |  UGT es miembro de de la CES y de la CSI

[Aviso Legal] [Versión Móvil].