27 trabajadores han perdido la vida en accidentes laborales

SINIESTRALIDAD LABORAL DE ENERO A MAYO DE 2019 COMUNIDAD DE MADRID

27 TRABAJADORES HAN PERDIDO LA VIDA EN ACCIDENTES LABORALES EN LA REGIÓN

En el periodo comprendido entre enero y finales de mayo de 2019 se han registrado un total de 39.125 accidentes laborales. De los que 38.915 fueron leves y 183 graves.

Así se desprende de los datos ofrecidos por el Instituto Regional de Seguridad e Higiene en el Trabajo hechos públicos en el día de hoy.

Lo más dramático es que 27 trabajadores han perdido la vida por esta causa en este periodo: 11 en el sector servicios, 4 en la construcción, 3 en la industria y 1 en la agricultura. Hay que añadir 8 accidentes mortales in itinere registrados en estos 5 primeros meses del año en nuestra Comunidad Autónoma.

Para Susana Huertas, Secretaria de Salud Laboral de UGT Madrid, “los accidentes laborales, por sus consecuencias para el trabajador accidentado, y por las repercusiones para su entorno familiar y laboral, sigue siendo una grave lacra  que ha de ser reducida, en número y gravedad, a la mínima expresión”.

Desde el Sindicato consideramos que la información y la formación son dos aspectos de importancia de lucha contra los accidentes laborales.

Los trabajadores tienen que ser informados de los riesgos existentes para su salud en un determinado entorno laboral y tienen que estar debidamente formados para evitar sufrir un accidente laboral.

En este sentido, UGT continúa realizando un trabajo de visitas de nuestros técnicos de prevención a empresas y centros de trabajo de la Comunidad de Madrid para concienciar a empresarios y trabajadores sobre la importancia de la prevención de los accidentes laborales en el marco del V Plan Director de Prevención de Riesgos Laborales.

Desde el Sindicato consideramos que hay una relación directa de las condiciones laborales y los estándares de salud de los trabajadores y trabajadoras.

En este sentido, tenemos que denunciar que las condiciones laborales no son buenas para cientos de miles de asalariados que sufren abusos y explotación como son el exceso de jornada, los altos ritmos de trabajo, la falta de descansos entre turnos, y a los que hay que sumar otros factores de carácter psicológico, que inciden gravemente en la salud de los asalariados de la Comunidad de Madrid.

A todo ello hay que señalar el costo económico de los accidentes laborales. De acuerdo con estimaciones de organismos internacionales, se pierde aproximadamente el 4% del producto interior bruto en costes directos e indirectos a causa de los accidentes de trabajo y las enfermedades profesionales.